top of page

Matthew Underwood, Logan en "Zoey 101", fue acosado sexualmente por su ex agente


Matthew Underwood, recordado por su papel como Logan Reese en el programa juvenil “Zoey 101”, reveló dos episodios de abuso sexual que padeció, en medio de un clima de denuncias por parte de antiguas figuras infantiles, estas últimas acusaciones, que abarcan desde conductas inapropiadas hasta abusos de índole sexual por individuos vinculados a sus proyectos, se hicieron eco en el espacio “Quiet On Set”.


Desde su salida de “Zoey 101”, que se transmitió entre 2005 y 2008 y en la cual Underwood dio vida a un joven presuntuoso, su carrera actoral se limitó a roles menores que pasaron sin mayor reconocimiento, hasta el estreno de la película Zoey 102 el año pasado, donde su figura volvió a cobrar protagonismo.


A través de una publicación en Instagram, el actor de 33 años decidió compartir su experiencia, inspirado por las valientes declaraciones de sus colegas en “Quiet On Set”, al revelar que fue objeto de abuso sexual a los 12 y nuevamente a los 19 años.


Underwood narra que a los 12 años, el abuso vino de parte del padrastro de uno de sus mejores amigos, a quien él veía como una figura paterna. Este incidente no solo lo marcó profundamente, sino que también lo aisló de sus amigos más cercanos, debido al asco y la traición que sintió hacia alguien en quien había depositado su confianza.


La historia se repitió a sus 19 años, cuando su manager, en quien había confiado como mentor y amigo, agredió y acoso sexualmente de él. A raíz de esto, Underwood tomó la decisión de alejarse de Los Ángeles y abandonar su carrera actoral, a pesar de haber denunciado a su agresor, quien sigue activo en la industria.


El motivo que impulsó a Underwood a hablar ahora sobre estas vivencias fueron los numerosos correos que recibió, en los cuales se le acusaba de proteger a pedófilos y se le deseaban horrores, incluida la muerte.


Esto lo llevó a reflexionar sobre la percepción pública y el juicio inmediato hacia quienes optan por el silencio, al enfatizar que no hablar abiertamente no equivale a apoyar a los agresores. El actor expresó su empatía hacia aquellos que han sufrido abusos y la importancia de contar con una red de apoyo en el proceso de recuperación.


A pesar de las difíciles circunstancias, Underwood sostiene que nunca tuvo una mala experiencia en los sets de Nickelodeon y reconoce la posibilidad de redención incluso para aquellos que admiten haber actuado mal en el pasado.


Concluye al hacer un llamado a la empatía y al entendimiento hacia quienes prefieren guardar silencio sobre sus experiencias, al recordar que las palabras y acciones en línea pueden tener un impacto devastador en las vidas de las personas.


Comments


bottom of page