Reduce deserción escolar gracias a "Mi Beca para Empezar"

Gracias a la implementación del programa “Bienestar para Niñas y Niños. Mi Beca para Empezar” se logró reducir durante la pandemia por COVID-19 la deserción escolar en estudiantes de escuelas públicas de nivel básico de la capital, de acuerdo con el informe final “Evaluación de las políticas públicas de Educación en la Ciudad de México”, de EVALÚA CDMX.


El estudio identificó que el monto otorgado por este programa fue utilizado por los hogares para satisfacer necesidades básicas, principalmente para la compra de alimentos, ropa y calzado, elementos indispensables para mantener a los menores en la escuela.


De acuerdo a EVALÚA, “Mi Beca para Empezar” es un programa que beneficia en mayor medida a los más vulnerables, debido a que, en 2021, 93% de las familias beneficiarias reportaron tener ingresos menores a los 10 mil pesos mensuales.


Ese mismo año, nueve de cada 10 personas beneficiarias consideró que el programa es importante para la economía familiar; siete de cada 10 madres y padres entrevistados afirmaron que la beca había significado mayor tranquilidad económica en sus hogares por la regularidad de la transferencia.


Además, según datos de la Dirección General de Operación de Servicio Educativos de la Autoridad Educativa Federal de la Ciudad de México, que en ciclo escolar 2020-2021 se perdió comunicación con 1.78% en alumnos de nivel básico. Sin embargo, los docentes indicaron que en sus planteles no se dio de baja a ningún estudiante y se dio seguimiento a quienes perdieron el contacto.


En tanto que, entre 2010 y 2020, el promedio de años estudiados en la Ciudad de México se incrementó casi un año, al pasar de 10.7 a 11.5; siendo más significativo el incremento de la escolaridad promedio de las mujeres.